En los periodos de auge revolucionario en nuestro país se han utilizado métodos ultraizquierdistas que han provocado finales muy trágicos, en los que han perecido miles de personas. El impacto del triunfo de la revolución cubana ha dejado en la mente de la juventud de América Latina por muchas generaciones un intento de copiar las mismas tácticas para llevar a cabo sus revoluciones).

En los periodos de auge revolucionario en nuestro país se han utilizado métodos ultraizquierdistas que han provocado finales muy trágicos, en los que han perecido miles de personas. El impacto del triunfo de la revolución cubana ha dejado en la mente de la juventud de América Latina por muchas generaciones un intento de copiar las mismas tácticas para llevar a cabo sus revoluciones).

Nuestro país no ha sido la excepción, en el periodo revolucionario a principio de los 70 el movimiento obrero salvadoreño comenzó a reactivarse pero los dirigentes del movimiento tenían tendencias guerrilleristas los cuales los llevaron a que de modo mecánico se imitara los métodos de guerrilla en Cuba lo que llevo a obreros y campesinos a derrotas sangrientas, como dice Alan Woods: “Los imperialistas cometieron un error la revolución cubana los pillo por sorpresa, pero tambien estudian y aprenden de la experiencia”. Cabe mencionar que las bases guerrilleras que lucharon eran revolucionarios honestos que querían un cambio radical en nuestro país, pero que lastimosamente por la ausencia de una alternativa revolucionaria marxista por parte de la dirección del partido comunista llevo al movimiento a una apreciación política y militarmente equivocada. Trotsky decía claramente que la revolución no es un simple agregado de medios mecánicos. Las acciones ultraizquierdistas no solo terminan en un sangriento final, sino que peor aún no tienen un efecto político entre las masas, sino que desprecian el papel de estas. El terror individual trae como consecuencia que aumente una brutal represión contra el movimiento como lo ocurrido el 30 de julio de 1975 o como las acciones que vimos el 5 de julio del 2006, que se convirtió en la excusa que utilizó la derecha para criminalizar los actos de protesta presentándolos como actos terroristas y en consecuencia, la desilusión y la apatía, reemplazó las esperanzas y la excitación que artificialmente se había despertado.

Por influencia de la impaciencia se pierde de vista la autentica situación de la mayoría de los trabajadores, o confunde su propio nivel de comprensión con el de las masas, lo que los aparta en todo lo esencial de las condiciones y exigencias de una consecuente lucha de clases del proletariado. La extensión de las ideas ultraizquierdistas entre los estudiantes es la consecuencia de la falta de la aplicación del autentico método del marxismo como consecuencia de la degeneración burocrática y reformista de las organizaciones obreras desde el stalinismo en la URSS y en america latina.
El ultraizquierdismo es el precio que paga el obrero por el oportunismo de sus dirigentes. El ultraizquierdismo es el reflejo de la impaciencia y la inexperiencia, sus reflejos más comunes son y han sido el rechazo al trabajo electoral parlamentario, al trabajo en los sindicatos reformistas y una actitud sectaria a los partidos reformistas de masas. Lenin y Trotsky combatieron estas ideas y defendieron la consigna del frente único, porque sabían que solo el trabajo paciente en las organizaciones de masas y la utilización del parlamento burgués como plataforma de agitación política hacia los trabajadores servirían como medios para ganar a las masas. Esta es la condición previa para la revolución socialista.

A pesar de toda la apariencia “revolucionaria” que tiene el ultraizquierdismo, no tiene nada en común con los auténticos métodos socialistas revolucionarios del cual es una mera caricatura abstracta. Solo la historia del bolchevismo en todo el periodo de su existencia puede explicar de modo satisfactorio porque el bolchevismo pudo forjar y mantener en las condiciones más difíciles, la disciplina férrea y necesaria para la victoria del proletariado. Porque solo el no conoce la historia esta condenada a repetirla.

13 de Octubre 2008

News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *