Impacto del 31º Congreso de The Struggle en Pakistán

Versión para impresoraVersión para impresora
Autor: 
Escrito por nuestros corresponsales en Pakistán

El muy exitoso congreso de los marxistas pakistaníes del que ya hemos informado ha tenido un amplio eco en todo el subcontinente del sur de Asia y más allá. Aquí ofrecemos una muestra de ello y también informes de dos mítines muy exitosos en los que Alan Woods habló después del Congreso en la Escuela Nacional de Bellas Artes en Lahore y en el Museo Nacional de Karachi.

El 31º Congreso de los marxistas pakistaníes ha tenido un impacto considerable tanto en Pakistán como en el extranjero. Los mensajes de felicitación han venido de India, Afganistán, Irán, Bangladesh y otros lugares. El siguiente de Bangladesh es una muestra típica:
Querido compañero,
Lal Salam y saludos revolucionarios por tu bien escrito e-mail. Estoy agradecido a todos vosotros por haber decidido leer mis mensajes a los delegados al Congreso en nombre de la juventud marxista y los trabajadores de Bangladesh. Me gustaría transmitir mis más calurosos saludos revolucionarios al Congreso del Partido marxista de Pakistán, a todos sus delegados en esta gran ocasión en que serán decididas las directrices para el futuro de la construcción de un Pakistán socialista, lo cual tendrá una enorme influencia en el desarrollo futuro de Pakistán y la lucha mundial por la Paz, el Progreso y el Socialismo.
Estoy seguro de que el heroico pueblo de Pakistán, bajo la dirección del Partido y del compañero Lal Khan, el destacado revolucionario de nuestra época, y el compañero Adam Pal y sus compañeros cercanos desbaratarán todas las conspiraciones, actividades inhumanas y el terrorismo de Estado de los imperialistas estadounidenses y sus aliados, y avanzarán por la senda del desarrollo socio-económico, del bienestar del pueblo, la democracia y el socialismo.
Esperamos que el Partido, a pesar de graves dificultades, tome las medidas apropiadas y oportunas para superar los obstáculos creados por la reacción internacional. Los enemigos de Pakistán son también los enemigos de Bangladesh, y de otros países similares del mundo y de la humanidad en general. Debemos unirnos y luchar globalmente contra nuestros enemigos comunes.
Los compromisos de los camaradas pakistaníes son el orgullo de todos los comunistas y revolucionarios del mundo. Nos volvemos más orgullosos de ustedes con cada uno de los logros de su Partido y del pueblo. Os deseamos todo el éxito posible para el Congreso del Partido y para los futuros logros en su lucha.
Apreciamos altamente vuestro plan para visitarnos y conocer a los marxistas revolucionarios de Bangladesh y para trazar una estrategia en la lucha contra nuestros enemigos comunes y por la emancipación de los millones de personas que componen el subcontinente mediante una federación socialista.
Estamos totalmente de acuerdo con vosotros en seguir adelante con la tradición revolucionaria de la juventud y los trabajadores bengalíes, no sólo explicando las razones por las que los movimientos en el pasado no pudieron tener éxito en una revolución socialista, sino también planteando la perspectiva correcta y la estrategia para la lucha futura. Ser parte de la Corriente Marxista Internacional en sí responderá a muchas preguntas según sigamos el camino de Marx, Engels, Lenin y Trotsky, quienes construyeron Internacionales para unir a los trabajadores del mundo, para construir un partido de los trabajadores de todo el mundo, a quienes los capitalistas han dividido en muchos países.
Con un fraternal saludo,
AKM S
Como ya hemos informado, a una delegación de compañeros afganos les impidieron pasar en la frontera. Pero el trabajo de los marxistas afganos continúa y será coronado el 28 de marzo con un mitin público en Kabul para celebrar la Revolución Saur afgana de 1978. Los compañeros ya están produciendo un documento en el idioma pastún.
En la India también los preparativos están en plena marcha para un importante paso adelante en el establecimiento de lo que promete ser una sección fuerte y significativa de la CMI.
El entusiasmo de los delegados e invitados al Congreso era tan grande que, pese a los largos viajes de regreso (hasta 49 horas en algún caso), los compañeros no se durmieron en sus laureles, sino que inmediatamente se lanzaron de nuevo al trabajo.
El Comité Central
Cuando los delegados aún estaban en los trenes de regreso a casa, el nuevo Comité Central se reunía en Lahore para evaluar el Congreso y discutir los próximos pasos.
El CC tiene ahora más de 40 miembros, procedentes de todas las regiones de Pakistán. Después de una breve apertura del camarada Alan Woods, cada miembro del Comité Central habló por turno. Todos coincidieron en que el congreso había sido un gran éxito, y todos pensaron que los objetivos para los próximos 12 meses podrían cumplirse.
El único camarada que no estaba de acuerdo con el objetivo de crecimiento era de Sindh, el cual pensó que era demasiado conservador. Dijo: "El camarada Alan dice que cada compañero debe reclutar un nuevo miembro. No estoy de acuerdo. Yo creo que cada compañero debería plantearse establecer un nuevo grupo de base".

En el curso de la discusión, se supo que había habido un intento serio de sabotear el congreso. Esto comenzó con una campaña de calumnias, que, a pesar de que no tuvo ningún efecto dentro de Pakistán, tenía la intención de sembrar la confusión a nivel internacional a través de Internet, Facebook, etc., pero esto fue abordado con firmeza y los autores desenmascarados como provocadores.
El viernes anterior a la apertura del congreso, los tres camaradas dirigentes del Comité Organizador descubrieron que sus teléfonos móviles habían sido bloqueados. Cuando se pusieron en contacto con la compañía telefónica se les informó que un desconocido había contactado la compañía alegando que estos tres números pertenecían a teléfonos que habían sido robados y pidió a la compañía que los bloqueara.
Otro ejemplo de los trucos sucios incluyó el hacking de nuestra página web y los intentos de sabotaje de la publicación de la Revista Marxista Asiática. Pero ninguno de estos métodos sucios pudo impedir la celebración de nuestro Congreso más exitoso hasta la fecha. El camarada Rangi dijo:
"Nuestros enemigos son como mosquitos. Se despiertan una vez al año cuando nuestro congreso tiene lugar. Zumban a nuestro alrededor durante un rato metiendo mucho ruido, y tan pronto como el Congreso ha terminado se vuelven a dormir". [Risas]
Al final de la reunión, la compañera Ana Muñoz resumió el Congreso. Al tiempo que felicitó a los compañeros por el desarrollo del trabajo de las mujeres, les exhortó a que prestaran más atención a este área vital del trabajo: "Sin la participación activa de las mujeres, la revolución pakistaní será imposible", dijo.
El trabajo de los miembros del Comité Central ya ha comenzado a dar resultados. Se reclutaron más de medio centenar de compañeros tan solo la semana pasada. Ahora tenemos dos nuevos grupos de base en Rawalpindi, otro en Karachi y otros dos grupos en Lahore. En los próximos días habrá grandes reuniones públicas de los jóvenes en diferentes áreas. ¡Tal vez el compañero de Sindh tenía razón después de todo!

---

Marxismo, Arte y Sociedad – Conferencia a cargo de Alan Woods en la Escuela Nacional de Arte, Lahore
Informe de Ateeq Khan

El 15 de marzo, Alan Woods dio una conferencia en el histórico Colegio Nacional de Arte de Lahore. El CNA fue fundado en 1875 como la Escuela de Arte Mayo y ha producido famosos pintores y otros artistas desde entonces. Hoy en día es el instituto más prestigioso de arte en Pakistán.

Los carteles de esta conferencia fueron preparados por estudiantes del CNA y pegados en todos los departamentos, cafeterías y hostales. Más de 150 estudiantes se apiñaron en la sala, muchos teniendo que permanecer de pie o sentados en el suelo para asistir a esta conferencia sobre “Marxismo, arte y sociedad”.
El compañero Adam Pal invitó a Alan Woods al escenario para dar la conferencia, el cual fue recibido con un gran aplauso. Alan dio una conferencia detallada de más de una hora en la que describió elocuentemente la historia del arte desde una perspectiva marxista. Desde el arte rupestre de los primeros tiempos de los seres humanos, examinó el desarrollo del arte a través de la sociedad esclavista hasta las tendencias modernas, mostrando la relación entre el arte y el desarrollo social.
Alan describió de una manera maravillosa la historia compleja y turbulenta de la humanidad y la evolución paralela del arte. Hizo hincapié en que las revoluciones sociales en diferentes períodos dieron un gran impulso al arte y la sociedad y allanaron el camino para grandes obras de arte. Señaló la base de clase social de diferentes tendencias en el arte y criticó la falsa ilusión de los artistas que tratan de separarse del resto de la sociedad. Dijo que no tenía más sentido hablar de "el arte por el arte" que hablar de "la carpintería por la carpintería".
Hizo hincapié en que grandes artistas como Van Gogh y Vermeer tuvieron que vivir en la pobreza y la miseria y sus familias luchaban por tener un pedazo de pan, pero hoy en día sus pinturas se venden por millones de dólares. Elogió las obras de artistas como Goya, Picasso, compositores como Beethoven, Shostakovich y muchos otros que fueron inspirados por las revoluciones de su tiempo.
Criticó el papel de las galerías modernas y de los "amantes" de arte que compran estas pinturas por grandes sumas de dinero y luego las encierran en los bancos y las utilizan como una fuente de especulación en lugar de arte. La gente común no puede ver ni admirar estas pinturas.
Condenó la arquitectura moderna en los países avanzados, y los feos rascacielos y ciudades de hoy en día en todo el mundo. Él dijo: "No hay líneas rectas en la naturaleza, y esta es una forma inhumana y antinatural en que se fuerza a la gente a vivir."
Dijo que pensar que los trabajadores y los campesinos no pueden entender el arte, el cual debe reservarse sólo para los ricos, es un insulto al arte en sí mismo. Dijo que los artistas desempeñan un papel importante en la transformación de las sociedades y en la actualidad el mundo entero está sumido en guerras, hambre, brutalidad y opresión del capitalismo. En esta situación, los artistas deben desempeñar un papel importante para poner de relieve estos crímenes del capitalismo y luchar para derrocar este sistema sediento de sangre.
Después de esto, le hicieron una serie de preguntas en relación con su conferencia. Alan Woods respondió a estas preguntas de manera impresionante. Al preguntársele cuál pensaba que era la relación entre propaganda y arte, respondió que la propaganda nunca podría ser un gran arte, porque en ella el arte se subordina a algo externo a sí mismo. Sin embargo, dijo que podía haber excepciones, como los carteles revolucionarios producidos por Mayakovsky después de la revolución bolchevique.
Invitó a los artistas a unirse a la Corriente Marxista Internacional para derrocar al capitalismo mediante una revolución socialista. La conferencia fue aplaudida con entusiasmo al final.

---

Alan Woods habla en el Museo Nacional de Karachi
El domingo 18 de marzo, Alan Woods habló en un mitin público en Karachi. El objetivo era lanzar la segunda edición (revisada) en urdu del libro Razón y Revolución - Filosofía marxista y ciencia moderna de Alan Woods y Ted Grant.

Al mitin, que se celebró en el Auditorio del famoso Museo Nacional de Karachi, asistieron entre 250 y 300 personas. La ceremonia contó con la presencia de un gran número de trabajadores, estudiantes y activistas políticos. La mayoría eran trabajadores de Acero de Karachi, de los puertos y otras industrias.
Muchos eran dirigentes sindicales. Entre los presentes estaban el camarada Warsi de Servicios de Correos de Pakistán; Liaqat Sahi, Secretario General del Sindicato CBA del Banco Estatal de Pakistán; Karamat Hussain, líder de la Compañía de Suministro Eléctrico de Karachi; Sheikh Majeed de la compañía aérea paquistaní PIA, etc. También estuvieron presentes estudiantes de la Universidad de Karachi, de la Universidad Urdu y el Instituto de Economía y Tecnología de Karachi (PAF KIETS).
La asistencia hubiera sido mucho más grande, pero ese día estaban programadas manifestaciones masivas del PPP, del MQM y de un partido nacionalista sindhi. Más importante aún, era el día en que Pakistán jugaba al cricket contra India. Dado que el cricket es como una religión en Pakistán, ¡se trataba de una competencia muy seria!
La ceremonia de inauguración fue organizada por la Campaña en Defensa de los Sindicatos de Pakistán (PTUDC). Fue moderada por el Presidente de PTUDC, Riaz Hussain Lund. El camarada Alan Woods participó como invitado de honor.
El libro, escrito por Alan Woods y Ted Grant en 1995, ha sido traducido a 12 idiomas y se ha convertido en un libro de referencia en muchas universidades de todo el mundo. El libro explica las aplicaciones del método dialéctico a la ciencia y prueba la validez de la filosofía marxista. La publicación de su primera edición en urdu tuvo un impacto considerable en círculos intelectuales y de la izquierda en Pakistán. Estamos seguros de que la nueva traducción revisada tendrá un impacto aún mayor.
El camarada Paras Jan, Secretario de Información de PTUDC presidió el acto, presentando a Alan Woods y explicando el contenido del libro. Antes de que el orador principal hablara, intervinieron una serie de destacados activistas de izquierdas que incluía a Nazeer Leghari, famoso periodista y editor del Diario Awam (The Daily People); Sehar Ansari, Presidente del Comité Literario en el Consejo de las Artes de Karachi; Karamat Ali, director de PILER (Pakistan Institute of Labour Education and Research – Instituto de Educación e Investigación del Trabajo de Pakistán); Riaz Lund, Presidente de PTUDC; Zubair-ur-Rehman, conocido columnista del Daily Express; y el compañero Lal Khan, editor de la Revista Marxista de Asia.
Después de los discursos introductorios, el camarada Alan finalmente subió al podio. Comenzó su discurso agradeciendo a la gente su asistencia. Dijo: "En la antigua Roma, la clase dominante trató de mantener a la gente tranquila con la idea de “pan y circo”. Ahora la clase gobernante en Pakistán ha inventado una variante: “pan y cricket”. "¡Aunque ni siquiera dan pan!" [Risas]
A continuación, el camarada Woods habló durante tres cuartos de hora, explicando cómo las ideas del marxismo mantienen plenamente su validez e importancia. Señaló que todas las ilusiones que la burguesía tenía hace veinte años se han reducido a polvo.
Se burló de los intelectuales que habían abandonado el marxismo y abrazaron el mercado, comparándolos con peces muertos. Dijo que los mismos economistas burgueses que durante los últimos 30 años había estado alabando la economía de mercado ahora están escribiendo artículos diciendo que "Marx tenía razón".
En cuanto a Pakistán, dijo que este país no debería de ser pobre. Hay abundancia de recursos humanos y naturales, que no estaban siendo utilizados porque no es rentable hacerlo. Abogó por una economía socialista planificada y nacionalizada, y predijo que habría una repetición de la Revolución de 1968-69.
Alan Woods señaló que las revoluciones transformarán el escenario político y económico de América y Europa en los tiempos venideros. Los llamados expertos en Pakistán que siguen diciendo que este tipo de revolución no puede tener lugar aquí están muy equivocados. La clase obrera de Pakistán es la heredera de las gloriosas tradiciones de 1968-69 y vamos a ver otro movimiento de masas del mismo tipo a un nivel mucho más alto.
"Que nadie me diga que los obreros y campesinos de Pakistán no tienen tradiciones revolucionarias. En 1968-69, el pueblo trabajador de Pakistán dio un ejemplo al mundo entero. ¿Qué más se puede pedir de la clase obrera? ¿Qué más podrían haber hecho? Si al final no tuvieron éxito, no fue por su culpa, sino porque carecían de algo que ellos necesitan para tener éxito: un partido y una dirección revolucionarios.
"Hay mucha gente en esta sala que participaron en esa gran revolución", comentó. "Yo os digo: 1968 vendrá de nuevo. Pero esta vez será diferente. Debemos asegurarnos de que esta vez estamos preparados para ofrecer la necesaria dirección para garantizar la victoria".
La reunión concluyó con el canto de la Internacional, después de lo cual mucha gente se acercó al estrado para felicitar al compañero Alan, quien firmó muchos libros.

Posdata:
La reunión tuvo una amplia cobertura en la prensa al día siguiente, con informes en el Daily Express, el Daily Anjam, La Voz del Pueblo (Awami Awaz), etc. El titular del Daily Express fue: "La revolución, como la primavera árabe, va a ocurrir en Pakistán: Alan Woods", "El capitalismo y todas sus ideas han fracasado; revoluciones tendrán lugar en todo el mundo".
El titular del Anjam dice: "La revolución popular, como en Túnez y Egipto, inevitable en Pakistán: intelectual marxista". El informe continúa: "Esos intelectuales que dicen que no hay ninguna posibilidad de una revolución de los trabajadores en Pakistán viven engañados", dice Alan Woods. "‘El libro de Alan Woods Filosofía marxista y ciencia moderna es una bofetada en la cara de aquellas personas insensatas que están llevando a cabo propaganda contra el comunismo y el socialismo’, dicen los oradores que intervinieron en la inauguración".
Alan también fue entrevistado por el canal de televisión más popular en Pakistán, Geo TV.

Fuente: In Defence of Marxism

Ver también: Congreso histórico de los marxistas de Pakistán

Fecha: 

27 de marzo de 2012