Política - Principales - 19 enero, 2019

Este 3F los trabajadores y la juventud debemos evitar a toda costa que ARENA regrese al poder

Las elecciones presidenciales están a la vuelta de la esquina y si bien es cierto que ARENA no parte como favorito para quedarse con el control del Ejecutivo esto no significa que los trabajadores y los jóvenes debamos confiarnos; desconocer los resultados, planear y ejecutar un fraude electoral, así como hacer un llamado a la intromisión del Ejército (nacional y extranjeros) pueden ser las consignas de batalla de la burguesía en el caso que los resultados no les sean favorables, es por ello que  en estas semanas que restan la clase obrera y la juventud deben agitar en los sindicatos, centros laborales, universidades, plazas, mercados y en cualquier lugar donde pueda convencer a la población a ejercer su derecho  democrático al voto e impedir que ARENA regrese al poder, algunas razones por las que el regreso de la derecha sería nefasto para la clase obrera y la juventud son las siguientes:  

  1. La defensa de las conquistas del pasado: bajo los gobiernos del FMLN se dieron modestos pasos adelante, que si bien es cierto no avanzaron hacia una transformación radical de la sociedad tampoco podemos despreciarlos, es bien sabido que para los viejos dirigentes de ARENA como Norman Quijano el gasto social siempre ha sido y será un despilfarro, por lo que lejos de incrementarse o permanecer, los pocos programas sociales que aún se conservan corren un alto peligro de desaparecer bajo un gobierno de Calleja
  2. Al partido ARENA sólo le interesan los empresarios y sus empresas: en ningún momento las políticas gubernamentales de los mandatos areneros estaban orientadas a salvaguardar los intereses de la población de “a pie”, quedando en evidencia por ejemplo en la inundación por el huracán Mitch o en los terremotos del 2001 donde la reacción del Estado no solo fue lenta y burocrática sino que además carecía de insumos materiales para enfrentar esas crisis, sin embargo en el año 2009 la banca salvadoreña estuvo a punto de colapsar producto de la depresión financiera mundial ¿Cuál fue la respuesta del gobierno de Saca? Inyectar $500 millones para el rescate de la banca, dejando claro cuáles son los intereses reales de dicho partido
  3. El saqueo del Estado: no se sabe la cifra exacta de dinero saqueado bajo los gobiernos de ARENA, se estima un monto alrededor de 4,000 millones de dólares, casos que han quedado impunes se repetirán en un gabinete de ARENA, dejar las pocas instituciones estatales en sus manos es servirles en bandeja de plata nuestros impuestos para que puedan robárselos a su antojo
  4. La elusión y evasión fiscal aumentaría: en los veinte años de gobierno arenero las grandes empresas evadieron alrededor de $25,000 millones en impuestos, trasladando la carga tributaria a las espaldas de la clase obrera, la poca inversión social era asumida casi en su totalidad por los explotados, es de todos sabido los fuertes vínculos que unen a la ANEP con ARENA por lo que este último crearía un clima de mayor permisibilidad para que el dinero que los empresarios deben pagar al Estado nunca llegue a este
  5. El oleaje de privatizaciones se dio en los gobiernos de ARENA, bajo los gobiernos de ARENA el Estado perdió el control de la Banca, la distribución de la energía, las telecomunicaciones y las pensiones, en 2001 intentaron privatizar la salud y más recientemente el año pasado los diputados de ARENA fueron los paladines del intento de privatización del agua, los trabajadores hemos sufrido de manera directa lo que significa tener estos servicios en manos privadas, un gobierno de Calleja no daría marcha atrás esto, sino que incentivaría a su bancada legislativa a ir de una vez por todas por los servicios que aún están bajo administración estatal
  6. Los aumentos al salario mínimo durante los gobiernos de derecha fueron un chiste, los obreros no debemos olvidar que los representantes del Estado en el Consejo Nacional del Salario Mínimo de ese entonces eran los perros guardianes de los intereses de la burguesía, recientemente Carmen Aída Lazo, candidata a Vicepresidenta por ARENA mencionó la imposibilidad de aumentar el salario mínimo sin antes aumentar la productividad de los trabajadores, lo que realmente quiso decir es que solo podría aumentarse el salario mínimo si los trabajadores están dispuestos a ser mucho más explotados de lo que ya de por sí son
  7. La criminalización y persecución de la organización: ARENA solo podría ganar las elecciones bajo fraude electoral, una carta que sería muy arriesgada jugar pero que podrían utilizar en un caso desesperado por regresar al poder, para intentar mantener un gobierno estable bajo este escenario darían paso a un Estado policial en el que cualquier forma de protesta u organización fuera criminalizada, para muestra un botón: las protestas por desalojo que realizaron vendedores en Santa Tecla que fueron reprimidas brutalmente por el CAMST y donde un vendedor fue asesinado el año pasado es la misma tónica pero a menor escala de cómo históricamente ARENA reprimía las protestas en el pasado
  8. La sumisión a los organismos internacionales aceptando incondicionalmente sus demandas: estrechos hilos unen la economía de nuestro país con entidades como el FMI y el BM, los préstamos que estos han desembolsado para las arcas estatales han venido acompañadas de exigencias concretas: aumentar los años para lograr el retiro, disminución de la cuota de pensión, aumento u imposición de algunos impuestos, etc., esto con el fin de tener una base económica segura donde el Estado pueda pagar, ha habido poca resistencia a estas exigencias, algo que Calleja aceptaría de primas a primeras
  9. Sumisión al reaccionario gobierno de Trump: es claro cuál es la política exterior del gobierno estadounidense: someter a los países subdesarrollados convirtiéndolos en su patio trasero donde desalojar todo el exceso de la producción ahogando con esto a la industria local, esto lo vivimos con el TLC y seguramente se repetirá algún acuerdo comercial similar entre Calleja y Trump si este gana las elecciones, además de querer comprometer militarmente a nuestro país para poder tener más bases militares o reforzar la de Comalapa y poder tener mayor nivel territorial de control
  10. Votar por ARENA es votar contra el desarrollo: no hubo ninguna modernización bajo los gobiernos areneros aunque se nos quiera pintar como que esto fue así, nuestra rancia burguesía nacional no tiene ningún interés en mejorar la técnica ni la tecnología, la inversión en educación bajo ARENA era miserable y solo se beneficiaba a la educación privada, la escasa maquinaria que se quiso inyectar a la agronomía estaba obsoleta y en muchos casos la vida útil había alcanzado su caducidad, la permisibilidad a las empresas extranjeras era tanta que estas podían instalarse con maquinaria que destruía nuestro medio ambiente, la salubridad en los centros de trabajo industriales era nula

¡Prohibido Olvidar!

¡Ningún Voto por ARENA!

¡Un voto por ARENA es un voto por la represión y el retroceso!

¡ARENA nunca más!

Deja un comentario