19 diciembre, 2013

Alerta: Caso CEL-ENEL no más trabas burocráticas, ante la corrupción control obrero es la solución

La Energía es uno de los pilares fundamentales para el desarrollo de una nación, la alimentación, educación y salud  no son posibles sin un sistema proveedor de energía a la sociedad. Dada su importancia para la calidad de vida de la humanidad, la concentración y administración de este vital recurso ha sido una de las mayores  ambiciones de los burgueses a nivel mundial.

La Energía es uno de los pilares fundamentales para el desarrollo de una nación, la alimentación, educación y salud  no son posibles sin un sistema proveedor de energía a la sociedad. Dada su importancia para la calidad de vida de la humanidad, la concentración y administración de este vital recurso ha sido una de las mayores  ambiciones de los burgueses a nivel mundial.

Nuestro país no se escapa de esta realidad, después de la guerra civil, el gobierno funesto de Alfredo Cristiani de la mano del imperialismo norteamericano impulsaron el modelo de ajuste estructural para privatizar todos los servicios  que el estado brindaba a las grandes mayorías, los ataques continuaron y fue en el gobierno de Armando Calderón Sol que se creó la Ley de Electricidad y Telecomunicaciones, en el artículo 19 de esta ley se daba la potestad a la SIGET(Superintendencia de Electricidad y Telecomunicaciones) de entregar concesiones sin pasar por la aprobación de los diputados de la Asamblea Legislativa, como lo establece la Constitución.

En 1999  crearon la Ley para la Venta de Acciones de Sociedades Generadores de Energía Térmica. Los gobiernos de derechas crearon las condiciones “legales”, para privatizar la energía y venderla al mejor postor. Una muestra más de que las leyes se hacen a la medida de los intereses de la burguesía. La CEL (Comisión Ejecutiva Hidroeléctrica del Rio Lempa) es la institución encargada de administrar, desarrollar y potenciar los recursos energéticos del país, bajo los gobiernos de derecha esta institución estuvo al servicio de la burguesía nacional y de transnacionales, Guillermo Sol Bang fue director de la CEL en el periodo de gobierno de  Francisco Flores, ellos permitieron que la explotación de la geotermia del país quedara bajo el control de un “socio estratégico” la transnacional italiana Enel Green Power, empresa que fue  elegida violando las leyes que ellos mismos crearon, la ley LACAP para el proceso de licitaciones, según dijo el coordinador  de la Comisión Fiscal Saúl Morales[1].

 

Para llevar a cabo esta privatización encubierta de demagogia hicieron un rollo institucional, la CEL constituyó y transfirió los activos del Estado a GESAL (Geotermia Salvadoreña) que después paso a formar parte de La Geo y de la subsidiaria INE poniendo en manos de privados el manejo y el control del ente que posee la concesión para la explotación de la geotermia en el país. Como lo muestran las cifras los niveles de consumo de energía eléctrica según la SIGET (2009), para el año 2008, la generación térmica representa el 36,10% del total de energía inyectada, la hidroeléctrica el 36.5%, la geotérmica el 25.5% y biomasa el 1.9%. Actualmente según la CEL el 40% de la energía que consumimos proviene del petróleo (térmica), la cual es más cara y más dañina hacia el medio ambiente. El  subsuelo salvadoreño tiene la capacidad de potenciar la energía geotérmica  a 791 megavatios de ese potencial  204.4 megavatios  han sido instalados. Los costos de producción de esta fuente de energía son menores al costo que implica la dependencia del petróleo. La farsa de que Enel hacia un favor a nuestro país al arriesgarse a invertir en el subsuelo salvadoreño es un engaño más que Guillermo Sol Bang y Francisco Flores argumentaron ante la población para facilitar la privatización disfrazada de La Geo.

El 04 de Junio de 2002, se firmó el contrato que establecía que la empresa italiana podía obtener mayor participación accionaria a medida inyectara inversión en el país. Fue así como en 2008, Enel propuso llevar a cabo una inversión de $127 millones, con lo cual su participación accionaria aumentaría a un mayoritario 53%. Pero esta condición establecida en el contrato no se hizo nunca efectiva a partir de la administración del ex presidente Saca, quien consideró que los términos establecidos en el contrato iban en detrimento del Estado salvadoreño[2].

 

La Empresa Enel Green Power tomo acciones legales   llevando a una Corte Internacional de Comercio el caso. En enero de este año un Tribunal de Apelación en París confirmó el litigio de la Corte Arbitral de la Cámara Internacional de Comercio (ICC, por sus siglas en inglés) a favor de Enel.

Este “socio estratégico” tiene vínculos directos con el ex presidente italiano Silvio Berlusconi, Enel Green Power ha estado involucrada en escándalos de soborno y corrupción para conseguir concesiones en Europa, en el llamado “caso Gorila” en  Eslovaquia, donde el servicio secreto revelo conversaciones entre un poderoso y altos políticos para un millonario soborno. Al igual en Alemania se procesó a 2 funcionarios por soborno[3].

 

La Fiscalía General ya levanto un proceso judicial al cual se presentaron Guillermo Sol Bang y  7 funcionarios acusados por peculado y falsedad documental agravada, el cual actualmente ha resuelto llevar el juicio sin prisión, según informes de la fiscalía el daño económico causado por el contrato entre Enel Green Power y la Geo asciende a mil 800 millones de dólares.

 

Sin duda el gobierno del FMLN y Mauricio Funes han hecho esfuerzos destapando la olla de corrupción heredada de los 20 años de gobiernos areneros. Pero consideramos que se debe ir más allá, investigando la procedencia del enriquecimiento de los 4 ex presidentes areneros, si bien los procesos judiciales son necesarios, estos deben agilizarse y actuar de manera contundente, los jueces y fiscales en muchas ocasiones actúan de manera condescendientes con las personalidades que se dicen “honorables y reconocidas”, ninguna consideración para los corruptos, el combate a la corrupción debe ir de la mano con una política de confiscación y recuperación de los bienes estatales y rendición de cuentas a los trabajadores y a la población. Asimismo el tema de la energía se puede solventar  con una política  en la cual administrando bajo control estatal y de los trabajadores se  cualifique la mano de obra dotándola y potenciándola con las últimas tecnologías para la exploración y explotación responsable de los recursos energéticos.

 

¡Eliminación la prescripción de delitos de corrupción contra el Estado!

¡Investigar y castigar con cárcel a los corruptos y confiscación de los bienes!

¡No más intervención extranjera, expropiación de las generadoras de energía nacional y extranjera puesta bajo control de los trabajadores!

¡Por una política energética sustentable y renovable con ello se evitaría el alto costo medioambiental provocado por la explotación desmesurada de los recursos hídricos y contaminantes de la energía térmica y se reduciría el impacto que causa en el medioambiente!




[1] 12/nov/2013 Diario digital La PAGINA

[2] 13/nov/2013 Diario La Pagina